24 de febrero de 2016

Sonrisas que camuflan

Por muchas historias de sonrisas que os haya contado,
todavía me queda por contar la de sonrisas que camuflan.

Esas sonrisas que camuflan la tristeza y son más fuertes cuanta más tristeza haya.
Que esconden lágrimas, 
que retienen sentimientos,
que son una coraza para alejar lo malo,
y que no lo aleja, permanece.
Lo malo de este tipo de sonrisas es que desembocan en un mar de lágrimas en el cual no encuentras la salida.
Porque se trata de un mar con un intenso oleaje y te arrastra aún más.
Lo malo de este tipo de sonrisas es que pocas personas las saben detectar,
ni la gente que más cree conocerte sabe detectarlas.
Lo bueno es que te camufla, 
pero detrás de ese camuflaje 
ahí está la tristeza irrevocable.

Lo malo de lo malo es que de este tipo de sonrisas nadie habla, pocas personas saben lo que este tipo de sonrisas significa, y padecerlas duele.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada