11 de septiembre de 2016

Skyline de Nueva York

Entre el skyline de Nueva York,
y una puesta de sol
yo sinceramente me quedo con verte tumbado en mi colchón un día cualquiera.
Porque esa línea horizontal que formas es la culpable de que por fin tengan sentido todas las puestas de sol
y todos los paisajes urbanos de nueva york o de París
el lugar me es indiferente si allí te tengo enfrente.
Y dando igual el lugar donde estemos,
juntos podremos entender todos los versos que nos dejó Neruda,
detener la primavera arrancando las flores de las margaritas,
el verano con un beso bajo el agua,
el otoño dejando en suspensión todas las hojas de los árboles,
o el invierno posando junto con un muñeco de nieve que nosotros creamos.
Y así seremos eternos.
Entre atardeceres y ciudades bañados en versos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada