26 de junio de 2016

Amen

Esa droga que ni mata ni hace bien
de eso vamos a hablar
no es ni medio normal que no este prohibida
y si no lo está será por algo 
porque a algunos si les da vida 
aunque yo aún no le haya pillado el truco.
Los que ya lo han hecho están en una nube
parece que produce una sensación confortable
y se les nota más vivos que nunca.
Amor, como vamos a prohibirte
si en esta sociedad es lo único que nos tiene enganchados,
conectados entre nosotros sin terminar a balazos.
Amenos sin condiciones sin entender de sexos
lo importante es ser amado 
que mal se hace 
si amar es lo mas bonito de la vida.
Olvidemos prejuicios por un lado 
quizás seremos más felices y amaremos más y mejor.
Da igual la combinación 
si besamos con los ojos cerrados 
y nos quedamos con la pasión del momento.
Solo me queda añadir una cosa


                                                        amen. 

22 de junio de 2016

En busca del cuerpo perfecto

Todas las mujeres queremos un cuerpo perfecto, y dentro de nuestras mentes se dibuja el cuerpo que todas deseamos que da la casualidad que no coincide con el nuestro. Buscamos en nuestro querido google como adelgazar en un mes, hacemos dietas que si las miramos con inteligencia muchas de ellas son brucas y poco saludables, miramos el cuerpo de otras chicas con recelo porque "lo que daría yo por estar como esa", nos matamos a hacer ejercicio durante un tiempo hasta que nos cansamos de no ver resultados y abandonamos nuestros objetivos.
Deseamos un cuerpo perfecto, pero lo que deberíamos de querer y no desear es estar sanas, comer bien y hacer un poco de ejercicio moderado. Y permiteme que te diga que el cuerpo perfecto es el que ya tienes, porque eres perfecta y es la sociedad la que tiene que cambiar su ideal de cuerpo perfecto. Ni las tallas de las tiendas de ropa ni lo que la sociedad nos quiere hacer ver nos va a desmoralizar, todas somos perfectas.

No somos una talla xs, s, m, l, xl, xxl, somos la talla perfecta.

19 de junio de 2016

Ciao bello!

Ya no te busco,
porque ya no te necesito.
No miro hacia atrás,
aunque tú estés en mi espalda.
No escucho la canción
que te describía a la perfección.
Tan siquiera te echo de menos,
se vivir sin ti
quien lo diría.
Y no es una mentira disfrazada,
y no...
no me estoy haciendo la dura.
Se vivir sin ti
porque contigo era imposible
era un dolor constante
de cabeza más que de corazón.
Y me doy la razón a mi misma
cuando dije que lo nuestro ya no iba
a ninguna parte.
Me tiré del tren en marcha
y aunque luego me salieran heridas
todo cura.
Todo marcha bien.